El 07 de octubre de 1928, en Barranco, un grupo de trabajadores e intelectuales peruanos, liderados por José Carlos Mariátegui, fundaron el Partido Socialista del Perú. Se fundó como partido de clase, marxista leninista, concebido para la revolución social y el socialismo peruano y se adhirió a la Internacional Comunista. Fue parte del proyecto de Mariátegui de crear un primer destacamento revolucionario en el Perú, inspirado en la Revolución Rusa y el partido bolchevique.

Cabe recordar que el acto formal de la fundación del Partido se produjo el 7 de octubre de 1928, en el balneario de Barranco y en la casa del obrero ferroviario Avelino Navarro. Pero, esa reunión fue antecedida por otra que se llevó a cabo el 16 de septiembre del mismo año, en la Playa de La Herradura; en la que se estructuró como embrión y principal sostén ideológico y político una célula comunista dirigida por Mariátegui e integrada por Avelino Navarro, Julio Portocarrero, Ricardo Martínez de la Torre, Bernardo Regman, el dirigente gráfico Hinojosa y el trabajador de mosaicos Fernando Borjas.

Tras la muerte de Mariátegui, en 1930, la denominación cambio a la de Partido Comunista del Perú, como la sección peruana de la Internacional Comunista. Los primeros núcleos del partido fueron débiles, pero sin embargo muy comprometidos, iniciaron el trabajo clasista entre los trabajadores mineros del centro del país, así como los primeros núcleos de conducción de la central obrera, la CGTP.

Tras la muerte de Mariátegui, el Partido Comunista tomó la decisión de participar en los comicios generales de 1931. Pero para fines de una acción simbólica y de agitación, promovió la candidatura presidencial de Eduardo Quispe y Quispe, indígena quechua, campesino del ayllu de Santiago de Pupuja, en la región Puno.

La labor sectaria de la conducción de los primeros años del PCP a cargo de Eudocio Ravines, no impidió que unos años después en el I Congreso del PCP de 1942, se reorientará la labor del partido de los comunistas.

En 1964, 22 años después, el Partido Comunista Peruano tuvo una división producto de profundos debates de origen interno e influidos por debates internacionales. Posteriormente, en 1969, producto de la VI Conferencia nacional, surgió el PC del P – Patria Roja como uno de los procesos de reconstrucción del movimiento comunista en el Perú.

Si bien los comunistas estamos organizados hoy en 2 partidos, y otros no se encuentran partidarizados, debemos trabajar por reconstruir la unidad de los comunistas peruanos y de todos los que nos consideramos herederos del legado de Mariátegui.